Lancia Flavia II Cabriolet

Rédaction : Albert Lallement  

UN RENACIMIENTO TEMPORAL

En el Salón del Automóvil de Ginebra de 2012, los visitantes del stand de Lancia descubrieron un cabriolet con el nombre de Flavia II. El nuevo modelo retomaba el nombre de uno de los automóviles más populares de la marca, lanzado en 1960.

Con la excepción del Beta Spider de 1974, que presentaba una carrocería de tipo Targa (coupé con techo rígido desmontable), Lancia no había fabricado un cabrio desde el Flavia Convertible, cuya producción había finalizado en 1967, tras más de 1.600 unidades. El nuevo Flavia II Cabriolet, que era en realidad un Chrysler 200 remarcado, no tendría el éxito comercial esperado, a pesar de su prestigioso nombre histórico. En otoño de 2013, el nuevo Flavia era retirado del catálogo de Lancia tras vender solo unos cientos de unidades.

El Flavia II padecería de sus orígenes no europeos, lo que le impediría pasar a formar parte de la historia de Lancia, un nombre glorioso en el automovilismo italiano.  © IXO Collections SAS - Tous droits réservés. Crédits photo © Lancia D.R.

Con una participación cada vez mayor de Fiat en el Grupo Chrysler, la historia parecía balbucear... En Lancia, por ejemplo, regresaban las antiguas nomenclaturas que habían formado parte éxito del fabricante turinés. En la década de 2000, por ejemplo, los nombres Flavia, Delta y Kappa reaparecieron en el catálogo de la compañía. El objetivo de estos prestigiosos nombres no era otro que revivir la gloria pasada de la marca fundada por Vincenzo Lancia en 1906.

El Flavia estaba disponible con un sólo motor de gasolina de 2,4 litros y 173 CV y un color de carrocería estándar, con pintura metalizada como opción. © IXO Collections SAS - Tous droits réservés. Crédits photo © Lancia D.R.

NUEVA ESPERANZA DESDE AMÉRICA 

Lancia había perdido la antigua gloria alcanzada durante décadas, víctima del fracaso del Grupo Fiat a la hora de preservar la gloriosa imagen de marca del fabricante que había absorbido en 1969. Durante el difícil periodo en que se mantuvo con respiración asistida, Lancia consiguió mantener su identidad de fabricante con tradición por el buen gusto y elegancia italiana. Ello no estuvo exento de dificultades, ya que la progresiva adquisición de Chrysler por Fiat condujo necesariamente a una unificación de las gamas de ambos grupos. Como resultado, varios modelos del fabricante estadounidense eran comercializados en Europa bajo la marca Lancia. Esta situación transitoria duró hasta la fusión definitiva de los dos grupos, dando lugar a la creación de Fiat Chrysler Automobiles NV en 2014. Sería a partir de ese momento cuando los dos fabricantes empezaron a producir modelos realmente nuevos. Mientras tanto, los coches diseñados exclusivamente para el mercado americano, con una imagen de marca muy específica, simplemente heredaron el logotipo de Lancia en su parrilla del radiador, como fue el caso del Chrysler 200. Evidentemente, este trasplante, llevado a cabo por la urgencia comercial, estaba destinado al fracaso.

El Flavia era el descapotable más espacioso del mercado en aquella época. En la parte trasera caben cómodamente dos adultos grandes, mientras que el maletero tiene una capacidad de 198 litros cuando está descubierto. © IXO Collections SAS - Tous droits réservés. Crédits photo © © Lancia D.R.

PROMOCIÓN EFICAZ  

Después de su presentación como Concept Car en el Salón del Automóvil de Ginebra de marzo de 2011, el Flavia II cabriolet era desvelado en su forma definitiva en la siguiente edición de la célebre muestra suiza. A pesar de ser un coche de nicho comercial para el Grupo Fiat, el Lancia Flavia fue ampliamente promocionado, con dos grandes presentaciones a la prensa especializada. La primera, más técnica, tuvo lugar en mayo de 2012 en el histórico túnel de viento del Grupo Fiat en Orbassano, en el sur de Turín, con el fin de resaltar la aerodinámica de la carrocería. La segunda, para los fotógrafos, tuvo lugar el mes de junio siguiente en la ciudad siciliana de Taormina. En septiembre de 2012, el Lancia Flavia II cabriolet fue también utilizado como coche oficial para transportar a las estrellas de la gran pantalla a la 69ª edición del Festival de Cine de Venecia. Para esta prestigiosa ocasión, el Flavia se puso a disposición una lujosa versión Red Carpet Show Car con carrocería de color blanco perla y tapicería de cuero rojo original (Pelle Frau Pieno Fiore) de Poltrona Frau, una prestigiosa guarnicionería turinesa que trabajaba regularmente con Lancia desde los años veinte.

El salpicadero del Flavia estaba generosamente equipado, con una pantalla táctil que combinaba funciones de teléfono Bluetooth y navegación GPS. © IXO Collections SAS - Tous droits réservés. Crédits photo © Lancia D.R.

DESPUÉS DE DIECIOCHO MESES... 

Este modelo, a pesar de todas sus cualidades, no lograría encontrar su público, y menos aún entre los clientes entusiastas de la marca turinesa. El departamento de ventas de Lancia tenía como objetivo mil unidades para 2012 y dos mil al año siguiente. En su primer año, este objetivo estuvo muy lejos de cumplirse, con solo 218 coches vendidos en Italia (su principal mercado) y 87 en Francia. En 2013 solo se vendieron 225 coches.... Durante el verano de 2013, Lancia intentaría impulsar las ventas ofreciendo un descuento promocional de 13.000 euros, lo que situaba el precio del Flavia en torno a los 24.900 euros. Esta medida no tuvo ningún efecto, y a finales de otoño de 2013, el Flavia II cabriolet era retirado silenciosamente del catálogo de Lancia tras apenas un año y medio de producción. Varios factores contribuyeron a la falta de interés por este modelo, a pesar del entusiasmo de la prensa especializada en el momento de su lanzamiento. En primer lugar, su gran tamaño (casi 5 metros) y una ingeniería algo anticuada, además de la ausencia de un motor diésel, muy apreciado en el mercado europeo. Pero el mayor inconveniente identificado por los puristas era el origen del modelo: un Chrysler Sebring descapotable americano, basado en un chasis japonés, el del Mitsubishi Lancer. En última instancia, para una marca tan gloriosa y visceralmente italiana como Lancia, y con un nombre tan histórico como el Flavia, éste era el enfoque equivocado.

El descapotable Flavia II fue criticado por no disponer de techo rígido retráctil, aunque inicialmente así estaba previsto. © IXO Collections SAS - Tous droits réservés. Crédits photo © Lancia D.R.

Fiche technique

Lancia Flavia II Cabriolet (2012)

•  Motor: Chrysler tipo GEMA 2.4 16v, 4 cilindros en línea, delantero, transversal 

•  Cilindrada: 2.360 cm3 

•  Diámetro x carrera: 88 mm x 97 mm 

•  Potencia: 173 CV a 6.000 rpm 

•  Alimentación: atmosférico (gasolina) 

•  Encendido: inyección electrónica multipunto 

•  Distribución: doble árbol de levas en cabeza, 4 válvulas por cilindro 

•  Transmisión: tracción delantera, caja de cambios automática secuencial de 6 velocidades + M.A. 

•  Neumáticos: 215/55 R18 (delanteros y traseros) 

•  Frenos: discos ventilados (diámetro 340 mm) delante y discos macizos (diámetro 302 mm) detrás 

•  Longitud: 4947 mm 

•  Anchura: 1843 mm 

•  Altura: 1479 mm 

•  Distancia entre ejes: 2765 mm 

•  Vía delantera 1570 mm 

•  Vía trasera 1570 mm 

•  Peso (vacío) 1.781 kg 

•  Velocidad máxima: 195 km/h

ORIGINALMENTE UN CHYSLER

Después de la entrada del grupo Fiat en el capital de Chrysler (participación del 20% en 2009, que aumentaría al 35% en 2012) y de conformidad con los acuerdos alcanzados con el Departamento del Tesoro de E.E.U.U., el consejero delegado de Fiat S.p.A., Sergio Marchionne, decidió distribuir determinados modelos de la gama Chrysler utilizando la marca Lancia en Europa. El Chrysler 200 se presentaba en el Salón del Automóvil de Ginebra en marzo de 2012 como Lancia Flavia II.

El Chrysler 200 era lanzado en 2010 como sustituto del Chrysler Sebring, disponible con carrocerías berlina y familiar Touring, seguido de una versión descapotable en 2011. La versión vendida en Estados Unidos contaba con un motor GEMA de cuatro cilindros y 2,4 litros que desarrollaba 173 CV, y un Pentastar V6 de 3,6 litros que producía 287 CV. Solamente el primero de estos motores estaba disponible en la versión europea del Flavia II. El Chrysler 200 y el Lancia Flavia eran ensamblados en la misma planta de FCA en Sterling Heights, Michigan, donde se produjo la versión berlina del Chrysler 200 hasta 2017.

Articles récents
LA SITUACIÓN DE LA RED DE LA SNCF TRAS LA LIBERACIÓN

LA SITUACIÓN DE LA RED DE LA SNCF TRAS LA LIBERACIÓN

En una Francia partida en dos por la línea de demarcación, sólo el ferrocarril podía funcionar sin interrupción. Una paradoja histórica representada por el caso de la estación de Avricourt, entre París y Estrasburgo, ¡que recuperó su posición de estación fronteriza que había sido entre 1871 y 1918! read more

Share this post

Pago 100% seguro Pago 100% seguro
Embalaje seguro Embalaje seguro
Transporte seguro Transporte seguro
Suscripción flexible  Suscripción flexible